Grupo B: Portugal, favorita de la mano de Ronaldo

2373720_full-lndTres de las seis selecciones que componen el Grupo B atesoran experiencia en la Copa Mundial de la FIFA. Si bien Portugal y Suiza estuvieron presentes en la pasada edición de la prueba reina, celebrada en Brasil, la última participación de Hungría se remonta al año 1986. Andorra, por su parte, lleva desde 2002 compitiendo en los clasificatorios, mientras que Letonia e Islas Feroe empezaron en 1992. Ninguna de las tres ha logrado nunca un billete para el Mundial.

Equipos
Portugal
Suiza
Hungría
Islas Feroe
Letonia
Andorra

El análisis
Pese a que Suiza llegó hasta los octavos de final en la Copa Mundial de la FIFA Brasil 2014™, Portugal, que quedó eliminada en la fase de grupos, parte como favorita. La razón no es otra que la presencia de Cristiano Ronaldo en sus filas. En su camino a Brasil, el capitán de la Seleção das Quinas marcó 8 de los 24 goles de su equipo y repartió tres asistencias. Sin embargo, los ibéricos mostraron algunas carencias defensivas y concedieron 11 goles en 12 partidos. El conjunto luso tuvo finalmente que recurrir a la repesca, y allí su artillero volvió a lucirse. Si sus rivales en este clasificatorio quieren auparse a lo más alto de la tabla y obtener el pasaporte para Rusia, será fundamental que consigan frenar al tres veces Balón de Oro y se muestren acertados de cara al gol.

Suiza podría aprovechar en este intento la experiencia adquirida en el último Mundial. No en vano, en los octavos de final contra Argentina, el cuadro helvético controló tan bien a Lionel Messi y a sus compañeros de ataque que fue capaz de mantener a cero su portería hasta el minuto 118. Si bien ha perdido a dos baluartes defensivos como los veteranos Diego Benaglio y Philippe Senderos, el entramado alpino puede confiar en la calidad de sus jóvenes. El grueso de sus jugadores milita en las mejores ligas europeas, por lo que se miden cada semana a grandes figuras internacionales. Y aunque los futbolistas de Hungría, Letonia e Islas Feroe no cuenten quizá con esta experiencia, no tienen por qué amedrentarse al oír el nombre de Ronaldo. Es más, deberían tomar ejemplo de sus colegas israelíes, que consiguieron arrancar un 1-1 y un 3-3 frente a los portugueses en las eliminatorias a Brasil 2014.